Diferencias de una dieta vegetariana y una dieta vegana

Scroll down to content

Aunque en un principio, muchos confunden ser vegetariano con ser vegano, ya que ambas dietas son principalmente a base de plantas, existen marcadas diferencias entre una dieta y otra.

Este post NO es para señalar que una dieta es mejor que la otra, porque las decisiones de cada persona siempre debemos respetarlas sin juzgarlas. Este post es más bien de carácter informativo, ya que muchos amigos últimamente me preguntan si soy vegana, pero no es así.

Una persona vegana, es aquella que no consume ningún producto animal. Los veganos evitan todo tipo de carnes, incluyendo cerdo, pollo, pescado y mariscos. No comen huevos, ni toman leche o ningún producto lácteo, ni mantequillas, ni miel de abeja. Su alimentación se basa principalmente en frutas, frutos secos, verduras, arroz y demás granos. También suelen ser más precavidos con alimentos procesados, ya que, aunque no son directamente productos animales, están muy pendientes de los ingredientes que éstos contienen para evitar rastros de huevos o leche en productos como panes, dulces, chocolates, galletas, cereales, etc.

Por el contrario, la dieta vegetariana suele ser más flexible: aunque no se consume ni carnes, ni pollo, ni cerditos, se pueden incluir de manera moderada productos de origen animal. Entonces una dieta vegetariana podría categorizarse de la siguiente manera:

  • Ovo-lacto vegetarianos:

    Consiste en alimentos a base de plantas, pero también puede incluir huevos y productos lácteos. No incluyen pescado ni carnes de ningún tipo.

  • Pescaterianos:

    Incluyen pescados y mariscos junto con una variedad de alimentos de plantas (verduras, frutas, nueces, granos, frijoles, etc.). La mayoría también incluye huevos y lácteos, pero no aves de corral, carne de res o carne roja.

Seguir una dieta vegana o vegetariana es considerada una manera efectiva de tomar control sobre tu salud. La clave está en consumir la cantidad correcta de alimentos variados para satisfacer las necesidades de calorías y nutrientes requeridas.

Existen estudios epidemiológicos que demuestran que la morbilidad y mortalidad son menores en los vegetarianos. De acuerdo con el Comité de Médicos para la Medicina Responsable, esto significa que los vegetarianos “son aproximadamente 40% menos propensos a sufrir de cáncer que los no vegetarianos, independientemente de otros riesgos tales como fumar, la talla corporal y el estatus socioeconómico”.

source: Pinterest

Otros estudios también demuestran que quienes siguen una dieta vegetariana tienen niveles más bajos de colesterol, presión arterial y tienden a demostrar una menor prevalencia de hipertensión y diabetes tipo 2.

Como vegetariano o pescatariano, se pueden obtener muchos aminoácidos y vitamina B12 sin necesidad de suplementos adicionales. En cambio cuando se es vegano, expertos sugieren que la dieta se complemente con vitaminas B12, además, asegúrese de comer muchas nueces, semillas, hongos, frijoles, algas marinas y granos de alta proteína como la quinoa.

En lo personal, como vegetariana, algo que he aprendido a controlar es el consumo excesivo de carbohidratos y azúcares, más NUNCA eliminarlos. Es posible encontrar un equilibrio, aunque esto puede requerir cierto control y planificación, pero todo es cuestión de educarse bien.

Fuentes:

https://draxe.com/vegetarian-diet/

https://www.petalatino.com/en/health/

https://drjoelkahn.com/science-says-8-common-diseases-can-reversed-plant-based-diet/

Sabes ¿Por qué prefiero una dieta vegetariana balanceada? 

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: